Loading...

viernes, 9 de marzo de 2012

Yo soy el que habla contigo.




Juan 9......decía Jesús...........

5Mientras estoy en el mundo, soy luz del mundo.
6Dicho esto, escupió en tierra, hizo barro con la saliva, y untó con el barro los ojos del ciego 7y le dijo:
Vete, lávate en la piscina de Siloé (que quiere decir Enviado).
El fue, se lavó y volvió ya viendo. 8Los vecinos y los que solían verle antes, pues era mendigo, decían:
¿No es éste el que se sentaba para mendigar? 


Mas adelante............

 Pero él decía: Soy yo.
10Le dijeron entonces: ¿Cómo, pues, se te han abierto los ojos?
11El respondió:
Ese hombre que se llama Jesús, hizo barro, me untó los ojos y me dijo: "Vete a Siloé y lávate." Yo fui, me lavé y vi.
12Ellos le dijeron:
¿Dónde está ése?
El respondió:No lo sé. .................................................


Pero más adelante sucede que Cristo nos declara el motivo de su venida...¿Por qué Dios, ha hecho así las cosas?   Y se produce esta discusión de Dios, Cristo Jesús contigo y conmigo...

.........32Jamás se ha oído decir que alguien haya abierto los ojos de un ciego de nacimiento. 33Si éste no viniera de Dios, no podría hacer nada.
34Ellos le respondieron:
Has nacido todo entero en pecado ¿y nos da lecciones a nosotros? Y le echaron fuera. 35Jesús se enteró de que le habían echado fuera y, encontrándose con él, le dijo: ¿Tú crees en el Hijo del hombre?
36El respondió:
¿Y quién es, Señor, para que crea en él?


37Jesús le dijo:

Le has visto; el que está hablando contigo, ése es.
38El entonces dijo: 
Creo, Señor.
Y se postró ante él.

39Y dijo Jesús:

Para un juicio he venido a este mundo: para que los que no ven, vean; y los que ven, se vuelvan ciegos.
40Algunos fariseos que estaban con él oyeron esto y le dijeron:
Es que también nosotros somos ciegos?
41Jesús les respondió: Si fuerais ciegos, no tendríais pecado; pero, como decís: "Vemos" vuestro pecado permanece. 


-------------------------------------------------------------------------------------------------


Cristo es la LUZ que Dios Padre ha mandado al mundo para que el Mundo al verle diga como este ciego: Creo, Señor.  No sólo dice creo, sino que le llama Señor.

Los ateos dicen que no creen en Dios....y los malvados piensan que nadie les pedirá cuentas...

Pero se equivocan ambos. Dios existe y en Cristo Jesús ha resumido todas las pruebas que ya nos hablaban de Él: creación, historia, ley, Moisés y los profetas.

No podemos decir a Dios: ¿Por qué lo has hecho así?. Dios TODO LO ha HECHO BIEN.
Él es bueno y ha visto que todo era bueno.

Pero si vosotros decís que lo veis de otra manera, ¿será que Dios no lo hizo bien? ¿Será que tu si lo haces todo bien y Él no?
 ¿Resultará que eres tu Dios y Dios no es Dios, ni siquiera existe?---¿Dónde, pues, estabas tu hace mil años, dónde cuando se formaba la tierra levantando montañas y abajando vallles, dónde cuanto el mar se encerraba en su cuenco y se ponía límite a la bravura de sus olas? 

¿Dónde cuándo los cielos se desplegaban y extendían su luz como un manto o, cuando corriendo, a la vez hacían el camino por donde ir?

Así pues Cristo nos declara como a los Judíos: Si fuerais ciegos, como el de nacimiento, que aún no ha visto la Luz de Dios y se la pide diciendo: ¿Quien es Señor?,...no tendríais pecado...porque Yo os curaría y os daría la fe............

Pero como decís "Vemos"...porque engreídamente alardeais gritando :  no hay Dios, ni nos ve, ni se ha manifestado en Cristo, ni en la creación, ni en Moisés ni en los profetas......entonces......VUESTRO PECADO PERMANECE....
....y os declaro que si no CREÉIS QUE YO SOY, moriréis en vuestro pecado.

PORQUE EL SALARIO DEL PECADO ES LA MUERTE. ........Y Cristo Murió esta muerte del pecado para que los que creen en él, por su sangre, obtengan el perdón de los pecados... y la Vida Eterna.


Hoy , pues, te dice Cristo, el que habla contigo: 

¿Tú crees en el Hijo del hombre?


Por qué no le respondes igual que el ciego, pues el ciego soy yo y eres tu, nacidos en pecado...........

¿Y quién es, Señor, para que crea en él?

37Jesús le dijo:

Le has visto; el que está hablando contigo, ése es.

El entonces dijo: 

Creo, Señor.

Y se postró ante él.

-----------------------------------


No hay comentarios:

Publicar un comentario